MI CASA EN NAVIDAD

 

Empieza Diciembre y nuestra cabeza ya sólo tiene un foco: La Navidad. ¡Siempre hay tanto que preparar! Lo primero que hacemos es montar los escaparates. Son seis y eso ya nos lleva unos cuantos días de trabajo. Hecho ésto comenzamos a hacer centros de plantas, centros de flores naturales y artificiales, coronas navideñas, envolver las poinsetias bonitas listas para regalar,  además de todas las decoraciones que hacemos en estas fechas, algunas fijas año tras año.

Es, sin duda, una de las épocas de más trabajo, con pocos momentos libres, pero aún así, siempre queda algún rato para decorar nuestra casa. Y eso es lo que hoy te quiero mostrar. Porque la Navidad, para nosotros, es sinónimo, por encima de todo, de hogar, de familia,  de buenos propósitos, de paz y de amor. Días para estar en casa y disfrutarla…leyendo un libro al lado de la chimenea. viendo una peli de Navidad bien tapadita con la manta, cocinando y sentándote en torno a una mesa con los que más quieres.

Aunque, si tuviera que escoger una decoración para la Navidad sería, sin dudarlo,  la verde y roja,  me entusiasma cada año hacer cosas diferentes y, sobre todo, me gusta que cada parte de la casa que decoro, tenga su propia personalidad.

Siempre me ha encantado decorar la casa para la Navidad y no recuerdo ni un sólo año en que no lo haya hecho. Y, desde que comencé mi andadura como florista, con muchísima más razón.

Este año es la primera vez que voy a enseñar la decoración de mi casa y, como mi intención y mi ilusión al hacerlo es ayudarte, inspirarte y proporcionarte alguna idea, he intentado realizar trabajos sencillos, con materiales fáciles de conseguir, baratos y reutilizables.

¡Espero que te guste y te sea útil!

La chimenea es siempre lo primero que decoro.

En primer lugar he hecho una guirnalda de verde de abeto y la asenté a lo largo de la chimenea. A continuación, le fuí intercalando los distintos elementos. Es una decoración en la que es muy fácil aprovechar cosas que tengamos de otras navidades o, incluso, objetos que no sean exclusivamente navideños como estas cafeteras antiguas que he rellenado con unas ramas secas. Me parece que crea un efecto muy bonito intercalar luces y velas así como objetos tipicamente navideños como bolas o estrellas

 

 

 

Crear pequeños rincones en torno a algo a lo que quieras dar protagonismo en ese momento.

En esta mesita he colocado la Biblia con unas figuras de monaguillos que me encantan

 

 

En la mesa  de los sofás, una corona llena de velas

 

En la librería he colocado un calendario de adviento con un bombón en cada saquito y mi foto favorita de Navidad 

 

En la cocina, todo en blanco y verde. La corona que está sobre la mesa es natural con elementos secos y el jarrón lo he hecho con verdes variados, paniculata, flor de cera y varas de algodón

 

Seguro que en todas las casas hay un elemento favorito, el que no puede faltar nunca porque sin él no nos parecería que ha llegado la Navidad. En mi casa el indispensable es el Nacimiento. Es el mismo desde hace muchos años pero cada Navidad lo adorno de manera diferente. Este año le he hecho una guirnalda de bog y pimienta que le he colocado a modo de arco y que he adornado únicamente con unas figuritas de madera que compramos mi hija y yo en Viena. A los pies he puesto una cesta con plantas típicas de esta época( selaginella, adiantum,culantrillo y calocephalus). A los lados,  dos grupos de candelabros que cuando de noche se enciencen, convierten en mágica la escena.

 

 

La mesa es otro de los lugares más agradecidos para hacer una decoración. Como quería hacer algo sencillo, que pudiera hacer cualquiera sin tener ningún conocimiento de arte floral, coloqué sobre unas bandejas estrechas verde natural de abeto. Les añadí unos arbolitos (chamaeceparis), flores de algodón y bolas y ramas plateadas. También con bolas, un lazo y un corazón de mimbre decoré las sillas.

 

Uno de los milagros de la Navidad es que siempre salen ayudantes. Aquí uno de mis hijos me ayuda a colocar unos colgantes de abeto en las cristaleras, una idea que también queda ideal en las puertas, en las sillas, en una pared, sobre el marco de una puerta…

 

 

 

 

Y, por último, la entrada. Este año he sustituido el árbol por una poinsetia en copa y lo he metido en un macetero rústico de tronquitos que es una monada. Al lado, un farol. Como ya habreis obbservado me encantan los faroles. La luz de las velas da un encanto a cualquier sitio difícil de conseguir con otra luz. Sólo una recomendación: ten mucho cuidado con las velas que llevas a tu casa. Muchas de ellas(las más baratas por lo general) están hechas con sustancias tóxicas con efectos que pueden ser muy perjudiciales para vuestra salud.

¡¡TE DESEO QUE TE QUEDE TODO PRECIOSO Y QUE TENGAS UNA FELIZ NAVIDAD!!

 

 

 

One thought on “MI CASA EN NAVIDAD

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *